Sábado , 24 Diciembre 2016

Artículos deJulio Á. Fariñas

Lo de Venezuela está adquiriendo cada día tintes más dramáticos. Las protestas callejeras que empezaron hace mes y medio, son más masivas cada día, y no solo en Caracas. Las hijas y demás familia de la cleptocracia chavista está siendo objeto de escraches desde Australia hasta Miami, pasando por Barcelona y Madrid.

Venezuela sigue avanzando hacia el caos con un Nicolás Maduro que se sostiene en el poder a pesar de la creciente presión popular en la calle y el cada día mayor aislamiento internacional. Su único sustento es un Vladimir Padrino, ministro de Defensa, más discreto en las formas, pero más peligroso, porque controla todo el aparato represivo del Estado.

Los venezolanos y, ya no solo los de la oposición, también la inmensa mayoría de los chavistas de a pié, no están dispuestos a seguir aguantando la cleptocracia que comanda el actual inquilino del palacio presidencial de Miraflores.

Los venezolanos, acostumbrados a vivir estos días, los más devotos en las procesiones y la gran mayoría en las playas, este año se han pasado la semana de pasión en las calles manifestando su rechazo a la dictadura encabezada por Maduro y soportando una brutal represión que ya arroja un saldo provisional de siete muertos y 350 detenidos. El conflicto está alcanzando unas dimensiones que hasta el camarada Putin ha manifestado su preocupación de que Maduro pudiera acabar como Allende.

El culebrón político venezolano, que la pasada semana batió récords de audiencia con la escenificación de un autogolpe de estado que tuvo como protagonistas estelares a los magistrados de la Sala Constitucional del Tribunal Supremo y la Fiscal General, ya se ha cobrado las primeras victimas: un joven manifestante que murió Caracas de un disparo de la Policía Nacional Bolivariana (PNB), un general de la Guardia Nacional en la reserva, que fue detenido por la policía política (SEBIN) tras allanar su casa y Henrique Capriles, gobernador del Estado de Miranda y ex candidato presidencial, que fue inhabilitado políticamente por 15 años.

Los índices de audiencia del culebrón venezolano  se han disparado en los últimos días con la decisión adoptada por el brazo judicial del chavismo-madurismo de asumir todas las competencias que la propia constitución bolivariana le atribuye al poder legislativo en el que el partido del Gobierno está en minoría abrumadora.

Poco más de tres años después de haber abandonado el Palacio de la Moneda como el presidente más impopular de la historia reciente de Chile, Sebastián Piñera es el aspirante mejor posicionado en las encuestas para suceder a Michelle Bachelet en marzo del próximo año.

Una investigación rutinaria de blanqueo de dinero iniciada el 17 de marzo de 2014 por la policía de Brasilia sobre una casa de cambio contigua a una estación de lavabo de coches (Lava Jato) se convirtió en estos tres años en un auténtico tsunami contra la corrupción en America Latina. El epicentro pasó de la petrolera estatal Petrobras a la multinacional de la construcción Odebrech.

El cinco de marzo de 2013 se hacía oficial la muerte de Hugo Chávez, uno de los personajes más carismáticos y polémicos de la historia reciente de América Latina. Cuatro años después, a la vista de la herencia que le dejó al país y en manos de quién la dejó, el «Gigante Eterno» se derrumba y cada día son más sus incondicionales que se sienten estafados.

Cerca de 13 millones de ecuatorianos están llamados de nuevo a las urnas el próximo dos de abril para decidir quién sucederá a Rafael Correa en la presidencia del país. En las elecciones celebradas el pasado día 18 su candidato logró un millón de votos más que el segundo, pero le faltaron unas décimas para librarse de la segunda vuelta.