mira y verás

Warren, no es culpa tuya


Lo hemos visto, lo hemos vuelto a ver, y no hay duda de que el histórico momento del Óscar no es culpa de Warren Beatty. Él vio algo extraño, le puso el gesto raro a Faye Dunaway y ella tira para adelante. Pero tampoco la culpa es de ella, por mucho que esta pareja se haya convertido en el Bonnie and Clyde de los memes. Esa extraña pareja es hoy el hazmerreír del planeta, cuando en realidad es Price Waterhouse la responsable del error, según han confesado. Eso sí, los Óscar se han encumbrado, porque además de este detallazo de última hora dieron por muerta en el In Memorian a la pobre Janet Patterson, responsable de vestuario, y que está tan viva como nosotros. Claro que si esto llega a pasar en España, hoy estaríamos pidiendo la dimisión del presidente de la Academia; Dani Rovira estaría colgado de un palo y nosotros hartos de repetir la escena del sobre, a lo Faemino y Cansado: «Ábrelo tú», «No, hombre, ábrelo tú». El pobre Warren Beatty intentó salir del paso como pudo, abochornado entre tanta confusión, y aunque por allí no se vio a ningún responsable salir rápidamente para parar tan desagradable momento cabe preguntarse si una vez en el escenario los de La la Land deberían haber seguido con el cuento. Porque una vez con el Óscar en la mano, delante de millones de personas, iba yo a decir que en el sobre no pone mi nombre. «Pa’ haberse equivocao».

Votación
3 votos
Etiquetas