Tratamiento preventivo para las obras del Museo

El objetivo es garantizar la conservación de estas piezas

.

Pontevedra / La voz 17/03/2017 05:00 h

Los viandantes que ayer por la mañana se encontraban en el entorno de la plaza de A Leña se vieron sorprendidos por una escena cuanto menos curiosa: el traslado a un camión de varias obras de arte que se exponen en el Edificio Castro Monteagudo del Museo de Pontevedra.

El motivo no fue otro que la realización de un tratamiento preventivo para garantizar la conservación de estas piezas. De este modo, fueron transportadas hasta la cámara de anoxia que se encuentra en el Sexto Edificio. Se trata, según destacaron desde la Diputación Provincial, de una cuestión ya prevista en el protocolo de conservación de las obras que alberga el Museo, de tal modo que se busca preservarlas frente a la potencial presencia de especies biológicas de distinta índole, así como evitar que sufran cualquier deterioro por la acción de elementos orgánicos.

El proceso que emplea la cámara de anoxia para desinfectar las piezas es relativamente sencillo, ya que simplemente se sustituye el oxígeno del interior del habitáculo por un gas inerte, en este caso, el nitrógeno, para, de este modo, conseguir la muerte de los insectos xilófagos, así como de sus huevos.

Votación
0 votos
Comentarios