El centro de salud Concepción Arenal recibe quejas por las averías de tensiómetros

Personal del centro dijo que las máquinas de la planta cuarta no funcionaban ayer por la mañana


Santiago / la voz

El servicio de enfermería de la planta cuarta del centro de salud Concepción Arenal se quedó a media mañana de ayer sin material para la toma de la tensión a pacientes que habían solicitado consulta específica para esta prueba ambulatoria.

Las máquinas, que ahora solamente utiliza el personal de enfermería porque los médicos no disponen de ellas, funcionan con pilas y en las consultas en las que se detectaron estas averías tampoco tenían material para reponerlas y verificar si el tensiómetro estaba realmente estropeado o había que recargarlo. De hecho, hubo pacientes que no pudieron realizar la prueba correctamente, ya que en este centro de salud no había ningún medidor de la tensión arterial de reserva para una situación, que según distintos testimonios, no es la primera vez que ocurre.

Esta incidencia provocó una reclamación formal al Sergas en la misma planta, ya que una paciente, que había acudido expresamente a realizarse una toma de tensión tras una semana de espera provocada por la acumulación de jornadas festivas de la Semana Santa, no pudo terminar la prueba, porque el aparato se estropeó tras la primera medición. Al comprobar que el tensiómetro ya no funcionaba, el personal que la atendía buscó sin éxito un segundo aparato en las salas cercanas de Enfermería, pero no había ninguno que funcionase, por lo que la medición no fue completa.

En su reclamación, la paciente considera que lo ocurrido «é unha vergoña para o noso sistema sanitario e un desprezo aos pacientes, sobre todo para os que son de maior idade e para os que teñen que pedir permiso no traballo para facer esta proba».

Votación
3 votos
Etiquetas
Semana Santa Sergas
Comentarios