Se cuelan en un buque creyendo que iba a Inglaterra y acaban en Ribadeo

Cuatro extranjeros llegaron de polizones en un mercante chipriota que zarpó de Bilbao


viveiro / la voz

Creían que los transportaría a un puerto británico y acabaron en el de Ribadeo. La peripecia la vivieron cuatro jóvenes de países del Este que se colaron de polizones en Bilbao en un mercante pensando que se dirigía al Reino Unido. Como el puerto de origen es comunitario, al llegar al muelle ribadense la Policía Nacional de Viveiro les ordenó abandonar el buque. Después de identificarlos y de aplicarles las medidas legales correspondientes, los cuatro han quedado en libertad.

A Ribadeo llegaron a bordo del mercante de pabellón chipriota Alsterdiep, que zarpó de Bilbao a las dos y media de la tarde del jueves. La tripulación del buque encontró a los cuatro polizones cuando navegaba en ruta, explican las fuentes oficiales informantes. El capitán avisó a la consignataria del barco, que a su vez comunicó lo sucedido a las autoridades españolas. Minutos después de la una de la madrugada de ayer, el Alsterdiep atracó en el muelle ribadense de Mirasol, donde carga madera.

Del caso se ha ocupado la Policía Nacional de Viveiro. Fuentes oficiales declinaron concretar el o los países de los que proceden los cuatro polizones, personas jóvenes que no causaron ningún problema, ni cuando fueron descubiertos por la tripulación del mercante, ni durante la travesía, ni cuando se les ordenó desembarcar y se les aplicó la Ley.

Suponían que el mercante en el que se colaron se dirigía a algún puerto del Reino Unido porque suele ser el destino que eligen polizones que se cuelan en buques atracados en Bilbao, según las fuentes consultadas.

La Policía Nacional de Viveiro pudo ordenarles que abandonasen el Alsterdiep porque subieron a bordo en un puerto comunitario. De haberlo hecho en uno ajeno a la Unión Europea, los cuatro polizones podrían seguir a bordo hasta que regresase al país del que hubiese zarpado.

Los cuatro proceden de países del Este que no forman parte de la Unión Europea ni tampoco de los del Tratado Schengen, con lo que necesitan pasaporte para entrar en España. Uno de ellos, con un pasaporte que le permite una estancia de tres meses en territorio español, quedó libre al desembarcar en Ribadeo.

Dos, expulsados de España, piden asilo político, uno tiene pasaporte y el otro no podía estar en el país

Identificados, a los cuatro polizones se les aplicará lo que establezca la legislación para quienes se cuelan ilegalmente en un mercante en un puerto español que atraca en otro del mismo país.

En principio, el que tiene pasaporte en vigor puede continuar en España mientras no le venza el permiso de estancia temporal.

Sobre otros dos polizones pesaban órdenes de expulsión de España, por lo que la Policía Nacional de Viveiro había decidido enviarlos a un Centro de Internamiento de Extranjeros. Sin embargo ha tenido que dejarlos en libertad porque los dos han solicitado asilo político en España, con lo que evitan su ingreso en el centro de internamiento.

La Policía Nacional comprobó que el cuarto polizón no puede estar en España, por lo que ha aplicado la Ley, comunicando su situación a las autoridades judiciales. A la espera de que se decrete oficialmente su expulsión de España, él también ha sido puesto en libertad.

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
12 votos
Comentarios

Se cuelan en un buque creyendo que iba a Inglaterra y acaban en Ribadeo