«Madrileños», tan temidos como deseados por la hostelería de A Mariña

El complejo equilibrio entre salud y economía crea sentimientos encontrados en negocios de la zona


viveiro / la voz

La llegada en las últimas fechas a distintas poblaciones de A Mariña de «madrileños», entendiendo el término como residentes en zonas de España donde el coronavirus ha tenido una gran incidencia y que aún están en la fase 1 de la desescalada del estado de alarma, genera «sentimientos encontrados» en sectores como el de la hostelería, según confirman a La Voz varios empresarios de la comarca. Por un lado todos señalan que la ley prohíbe a estas personas desplazarse a otras regiones del país para evitar posibles rebrotes de una pandemia que desde febrero ha causado cerca de 30.000 muertes. El respeto a las normas, y también el miedo están ahí. Pero por otro, algunos reconocen que la llegada de visitantes podría suponer una buena fuente de ingresos en un momento en el que bares, restaurantes, comercios y demás negocios del sector servicios de la comarca tratan de sobreponerse como pueden a una crisis económica tan inesperada como fuerte. El gerente del grupo Galipizza, José Manuel Vázquez, Leman, que por trabajo debe viajar a diario a otros puntos de la comunidad indica que en las últimas semanas los controles en la carretera se han relajado bastante. «Ao principio había moitos máis», afirma.

Algunos empresarios de la comarca dicen que estarían «más tranquilos» si este verano solo hubiese movilidad en Galicia

«Basta con mirar as persianas dos pisos para ver que xa hai madrileños»

lucía rey
En playas de A Mariña se ha visto en los últimos días gente recién llegada de fuera de Galicia
En playas de A Mariña se ha visto en los últimos días gente recién llegada de fuera de Galicia

Vecinos de A Mariña, preocupados e indignados por la llegada de gente de fuera

«Oiga, ¿aquí sirven comida para llevar?», preguntó hace unos días en la terraza de un conocido restaurante de A Mariña una pareja de mediana edad y marcado acento foráneo. Hace unos meses la cuestión no hubiera tenido mayor importancia, pero cuando el país se encuentra en plena desescalada del estado de alarma por el coronavirus, una pandemia que en menos de tres meses ha provocado la muerte a casi 30.000 personas en España -616 en Galicia, según datos del martes-, hizo saltar todas las alarmas a los «autóctonos» que la escucharon. «Basta con mirar as persianas para ver que xa viñeron madrileños. É unha vergoña!», comentó a La Voz un vecino de Viveiro, uno de los municipios más turísticos.

Seguir leyendo

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
2 votos
Comentarios

«Madrileños», tan temidos como deseados por la hostelería de A Mariña