Ravella saca a licitación el proyecto de ampliación de la piscina de Vilagarcía

El valor estimado de la obra alcanza el millón trescientos mil euros


vilagarcía / la voz

Es una de las actuaciones más demandadas por los vilagarcianos está un poquito más cerca de ver la luz. La plataforma de contratación del Concello de Vilagarcía acaba de publicar la licitación de la redacción del proyecto técnico para la ampliación y mejora de las instalaciones que albergan la piscina municipal, sita en el complejo deportivo de Fontecarmoa. El precio de salida es de 99.425 euros par un contrato que incluye, además de la redacción del anteproyecto y del proyecto básico y de ejecución la dirección de la obra y la coordinación de los apartados de salud y seguridad. Los interesados disponen hasta las dos de la tarde del día 21 de este mes para presentar sus propuestas. El adjudicatario tendrá diez meses para entregar el trabajo y a partir de ahí deberán redactarse los pliegos para licitar las obras. Es decir, se ha dado un pasito, pero el camino hasta que pueda disfrutarse de la instalación remozada es muy largo.

La compra de los terrenos

En realidad, el primer paso lo dio el gobierno local al realizar una memoria de las necesidades de la instalación y al adquirir, por un importe de 114.364 euros los terrenos contiguos a donde está situada la piscina. Unos terrenos que tienen una superficie de 3.762 metros cuadrados. Además, ya se ha habilitado la partida económica de 600.000 euros para la parte de la obra que debe financiar el Concello de Vilagarcía y que se completará con fondos europeos de la Estrategia de Desarrollo Urbano Sostenible e Integrado (EDUSI).

El coste estimado de los trabajos a realizar se eleva hasta el millón trescientos mil euros. Las propuestas que recoge la memoria de necesidades apunta como solución para desatascar una instalación que tiene una gran demanda de uso la construcción de un nuevo vaso, de 25X12,5 metros en un volumen independiente, pero que estaría conectado funcionalmente con el que está en funcionamiento mediante un paso cubierto. El proyecto también deberá incluir o bien la reparación o bien una solución arquitectónica para la actual galería acristalada, que presenta graves problemas de falta de aislamiento.

La nueva instalación deberá realizarse en un edificio que tendrá una única planta y que deberá tener en cuenta la necesidad de disponer de accesos separados de los deportistas y del público en general que asista a las competiciones. Las obras, además, deberán prever la construcción de un sótano donde se instalarán los sistema de depuración y de climatización, el vaso de compensación y todos los equipamientos necesarios para que la piscina pueda funcionar correctamente. Entre esos equipamientos, un espacio que pueda albergar los sistemas de ventilación.

El ajetreo que la instalación ha venido sufriendo durante todos estos años ha provocado que hace ya algún tiempo que el edificio venga sufriendo distintos achaques. Algunos de ellos, como la mejora de la climatización de las dependencias ya se han realizado. En concreto. el último desembolso que el Concello realizó para tal fin alcanzó los 120.000 euros. La mejora y la ampliación de la piscina pretende poner fin a ese goteo continuo y atender una demanda evidente de los vilagarcianos.

Una instalación por la que pasan una media de 3.500 personas cada mes

No es tan mayor como el pabellón de deportes que tiene a su vera, y que también será próximamente objeto de sustanciosas reformas, pero nada menos que veinticinco años tiene ya la piscina municipal de Vilagarcía. Una piscina que cuenta con un vaso principal, de veinticinco metros de longitud, y otro más pequeño que utilizan los nadadores más jóvenes. Además, la instalación tiene una zona spa, un gimnasio y los correspondientes vestuarios.

La instalación es antigua y, además, está siempre cerca de colgar el cartel de completo. El club de natación hace equilibrismos para ajustar sus horarios con los de los abonados y la ampliación es una necesidad más que evidentes. Son cerca de dos mil las personas que tienen su correspondiente carné para hacer uso de las instalaciones (alrededor de 1.900 según los datos que ofrece el Concello), a los que hay que añadir otras seiscientas personas que acuden a los cursillos que ofrece Serviocio (la empresa concesionaria de la instalación), además de los 1.200 socios de la Fundación de Deportes que también tienen derecho a disfrutar de la piscina una vez al mes de manera gratuita.

En total, y según los datos que aparecen en la memoria que preparó Ravella, son alrededor de 3.500 las personas usuarios que cada mes utilizan la instalación. Desde el Concello reconocen que la instalación está saturada y que la ampliación permitirá, además, que se puedan acoger la celebración de competiciones en Vilagarcía.

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
0 votos
Comentarios

Ravella saca a licitación el proyecto de ampliación de la piscina de Vilagarcía