Alberto Mariano: «El partido demandaba ir a la guerra y nosotros fuimos un equipo blandito»


Todas las rachas, positivas o negativas, acaban siempre. Al Estradense le tocó romper la suya en el campo del Areas, donde césped natural y fútbol directo del rival se le atragantaron a los rojillos. Alberto Mariano no escondía ayer que su equipo apenas brilló ante un rival que aprovechó mejor sus armas, impidiéndoles combinar en las zonas de peligro y sin que el terreno de juego ayudase.

«El partido demandaba ir a la guerra y nosotros fuimos un equipo blandito» reconocía Mariano, desgranando otros motivos que llevaron a la derrota. «En las zonas intermedias no estuvimos finos para filtrar el balón y atrás no fuimos lo suficientemente agresivas, sin que tampoco por fuera desplegásemos nuestro fútbol», argumentó el técnico del Estradense, aludiendo además a momentos puntuales del partido donde faltó acierto en la toma de decisiones. «Tenemos que ser críticos y mejorar para los próximos partidos donde no estuvimos bien, porque rivales de esas características y estilo de juego tendremos más», insistía Mariano.

El entrenador rojillo esgrimía también que por las lesiones y bajas faltaron variantes para «poner en el campo un equipo que defensivamente pudiera dar algo más; teníamos mucho toque, juego con balón, pero faltaba cierta contundencia como ocurrió en el penalti del primer gol, que fue un saque del portero rival que llegó a nuestra área», explicó. Alberto Mariano mostraba su máximo respeto a los equipos que optan por un fútbol tan directo, pero el realizado por el Areas no era el que más convenía este domingo al Estradense. Aludió además el técnico a que les faltó ser más expeditivo atrás y profundidad cuando tenían la posesión del balón, con por ejemplo más tiros desde el borde del área en lugar de tanto toque en la zona intermedia, donde en filtrar el pase adentro tampoco estuvieron finos.

La derrota del Estradense se diluyó en parte por el resultado de rivales directos, ya que solo el Barbadás les recortó tres puntos. Ahora están a dos los ourensanos, sin duda el más peligroso para los intereses rojillos, ya que Cambados y Beluso perdían, mientras Mondariz o Areas están a bastante distancia, con el líder Pontellas intratable a pesar de sumar victorias por la mínima en los últimos domingos. Restos aún 39 puntos en juego en trece jornadas, pero para Alberto Mariano el Barbadás, que sigue reforzándose con jugadores por ejemplo del Verín, figura marcado en rojo en la pelea por desbancarles del ascenso.

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
0 votos
Comentarios

Alberto Mariano: «El partido demandaba ir a la guerra y nosotros fuimos un equipo blandito»