Crespo retoma tras el corte de luz la necesidad de anillar Lalín

El alcalde abordará hoy con responsables de Fenosa la búsqueda de una alternativa sin afectar a Casas Vellas


Lalín / la voz

Durante más de una hora en los casos de más duración del corte, miles de vecinos de Deza se quedaron este miércoles por la tarde sin suministro eléctrico por una avería en Chantada. Un problema recurrente cuya solución pasa por dotar a Lalín y la comarca de una alternativa para garantizar el abastecimiento. El proyecto de anillado eléctrico quedó en suspenso hace años porque el trazado afectaba a la fraga de Casas Vellas, generando una fuerte oposición social y política.

El regidor lalinense busca retomar hoy las gestiones para que ese proyecto se retome cuanto antes. José Crespo mantendrá una videoconferencia -calendada ya antes de la avería- con el director de Unión Fenosa Distribución en Galicia y director de Naturgy en nuestra comunidad, Julio Gonzalo. El corte del suministro del pasado miércoles será uno de los ejes de la reunión telemática, donde el alcalde pretende convencer a la empresa de agilizar la búsqueda de alternativas que permitan anillar a Lalín «descartando totalmente o proxecto que atravesaba Casas Vellas». Para Crespo, la última avería corrobora «o exposto que está Lalín e a comarca de Deza a cortes importantes de subministro ao estar situado en punta na rede e non contar cunha alternativa con potencia suficiente para o abastecemento».

Recordó que esa carencia en el suministro eléctrico en Lalín y la comarca obliga a Fenosa a acometer una inversión que coloque en anillo a la capital dezana, dotándola de alternativa a Belesar cuando en esa línea haya cortes o averías. Crespo incidió en que se debe optar cuanto antes por enterrar la línea paralela a la N-525 o buscar un nuevo trazado «ao que chega polo entorno de Catasós», al considerar el Concello que es intocable la fraga de Casas Vellas.

El regidor defiende la reacción ante la pandemia y augura un mandato complejo

El alcalde destacó ayer la capacidad de reacción del Concello ante la pandemia, con medidas como el cierre de instalaciones antes incluso del decreto del estado de alarma. Además, Crespo aludió en Radio Lalín al teletrabajo, la celebración de órganos colegiados de forma telemática o al acuerdo con la oposición para activar ayudas y planes para paliar el efecto de la crisis sanitaria.

«Atópome moi satisfeito destes dous meses de traballo... e en Servizos Sociais non se deixou de atender a ninguén», dijo, lamentando los vaivenes del Gobierno central y que los concellos aún no sepan si se puede gastar o no los remanentes, y lo mismo con el superávit, de donde se quieren destinar fondos al programa Lalín por Vir. Un plan que, dijo, prevé movilizar 2,5 millones de euros. Defendió iniciativas rápidas en materia de protección social, con refuerzo en la atención a familias vulnerables, en el SAF y Xantar na Casa, así como el reparto de mascarillas o las desinfecciones y la habilitación de espacios para caminantes y deporte en el paseo del Pontiñas y el Agro de Lalín de Arriba.

Crespo dijo que quieren poner en funcionamiento la playa fluvial o las piscinas exteriores con todas las garantías, cuando haya autorizaciones y se cumplan las normativas. Respecto al mandato, a punto de cumplirse el primer año, el regidor reconoció que será complicado cumplir todo lo previsto a consecuencia del impacto del covid-19, que supondrá recorte de ingresos y por tanto de partidas, por ejemplo, en subvenciones: «Non queda máis que restrinxir no que é optativo». Cree que las previsiones «teñen que ser máis ben pesimistas».

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
1 votos
Comentarios

Crespo retoma tras el corte de luz la necesidad de anillar Lalín