Cuíña indica que la Casa de Álvaro «non é unha prioridade»

Dice que al Concello le podría interesar adquirirla pero no en estos momentos


Lalín / la voz

El alcalde de Lalín, Rafael Cuíña, no ve factible en estos momentos la posible adquisición por parte del Concello de Lalín de la denominada Casa de Álvaro Goyanes, cuyo bajo albergó el Banco Pastor medio siglo. Apunta que «teño moi boa relación con Álvaro Moure» y que al Concello «podería interesarse, pero agora mesmo non» aunque es una idea «que non nos disgusta»

Recuerda que prometió que «este sería o mandato das pequenas cousas» y que la adquisición de este inmueble singular supondría una inversión importante. Indica que «nos pedían 600.000 euros sin o baixo». Aunque los propietarios proponían la posibilidad de aplazar el pago hasta un máximo de treinta años señala que «este tema é xa de fai tempo e falara coa interventora e esa opción de pago aprazado tería un encaixe administrativo moi complicado». En el caso de que el Concello accediera a comprarlo sería, dice, «de todo o edificio». Una posibilidad que, en todo caso, cree que solo podría plantearse en un futuro y a medio plazo no en estos momentos.

Destaca que la posibilidad de hacerse con la casa para el patrimonio municipal «non é unha prioridade» para el gobierno local que tiene en marcha otros proyectos. Rafael Cuíña recuerda la decisión adoptada para, con cargo a los fondos del Dusi, llevar a cabo la rehabilitación del antiguo colegio Manuel Rivero. Una iniciativa que ya se encuentra en proyecto. La idea era construir allí un albergue y un centro social.

A mediados de enero de 2016, el gobierno local daba a conocer un vídeo en el que se mostraba la posible obra. Ayer Rafael Cuíña reiteraba el proyecto de construcción de estos espacios y del albergue en el antiguo colegio, rehabilitando de esta manera un espacio urbano, en la actualidad muy degradado. Se hablaba ya en aquel momento del proyecto como la obra de este mandato, algo que ayer ratificaba el regidor.

En su propuesta, los dueños de la Casa de Álvaro se mostraban abiertos a una negociación en la que se podrían barajar otras posibilidades y se destacaba el interés de los descendientes de Álvaro Goyanes de que la casa pasase a manos del Concello a fin de que su elegante planta perviviese en el tiempo y pudiese ser disfrutada por los lalinenses. Una singularidad arquitectónica que también dice apreciar el regidor, aunque considera que en estos momentos el Concello tiene otras prioridades y dentro de ellas no se encuentra la posibilidad de negociar la posible cesión o compra del edificio, asegura.

El Banco Pastor cerró su sucursal en el bajo el 22 de diciembre pasado. El 17 de febrero, el Concello colocaba los vinilos en la fachada, poco después de que en el bajo se colgara el cartel de Se alquila, que dejó de estar.

Votación
0 votos
Comentarios

Cuíña indica que la Casa de Álvaro «non é unha prioridade»