La ministra de Transición Ecológica defiende que «el diésel tiene los días contados»

Teresa Ribera explicó que el Gobierno facilitará comportamientos responsables en el consumidor mediante «señales fiscales»

La ministra para la Transición Ecológica sentencia: «El diésel tiene los días contados» Asegura que el Gobierno estudia medidas «fiscales y regulatorias» para fomentar su «salida»

La ministra para la Transición Ecológica, Teresa Ribera, dijo este miércoles que «el diésel tiene los días contados, durará más, durará menos, pero sabemos que su impacto en partículas y el aire que respiramos es suficientemente importante para ir pensando en un proceso de salida».

Ribera, antes de comparecer en la Comisión para la Transición Ecológica del Congreso de los Diputados, al ser preguntada sobre si el Gobierno se plantea medidas para facilitar ese cambio en los combustibles que se utilizan, manifestó que «el cambio que asistimos necesita muchas cosas a la vez». Del mismo modo, explicó que, junto a señales de tipo regulatorio y limitador, el proceso se tiene que acompañar «con facilidades que permitan ir cambiando el patrón que aplicamos e ir cambiando también el patrón de nuestros vehículos privados».

Preguntada sobre qué diría a una persona que se acaba de comprar un coche diésel, Ribera explicó que, aunque las personas que acaban de comprar un coche conocen «en gran medida» las consecuencias que su vehículo tiene en la calidad del aire, es verdad que el coste de comprar un coche de una categoría o de otra no refleja el coste real el impacto que tiene.

Señales fiscales

Ribera añadió que, por tanto, no se puede culpabilizar al que compra ese coche y para facilitar comportamientos de consumidor responsable tiene que haber señales fiscales, de mercado, que permitan discriminar lo que significa cada opción de forma intuitiva y natural sin hacer un «análisis profundísimo». Respecto a si el Gobierno se plantea cambios en la fiscalidad para facilitar el proceso de transición a la descarbonización, Ribera ha señala que es un tema que le corresponde al Ministerio de Hacienda.

El desplome del diésel amenaza con saturar las ventas de coches de gasolina

m. sío dopeso
.

Las fábricas españolas reprograman la producción para evitar largas listas de espera

Seis de la tarde en un concesionario de Vigo. El cielo encapotado invita a ir de compras. Julio suele ser un buen mes. «Esta mañana hemos cerrado dos ventas y, de aquí a que cerremos, caerá al menos una más. Curiosamente, las tres con motores de gasolina», afirma Víctor S. , encargado del establecimiento, que nos pide omitir la marca. «El tema del diésel es muy delicado y el mercado está muy sensible a cualquier cosa que digas», se disculpa.

En exposición hay cinco vehículos ya matriculados. Son los llamados kilómetro cero. Solo uno tiene motor de gasolina. Los otros cuatro son modelos de gasoil, que se ofrecen con un descuento adicional de 1.000 euros.

Seguir leyendo

Votación
14 votos
Comentarios

La ministra de Transición Ecológica defiende que «el diésel tiene los días contados»