Denuncian que Pablo Casado aprobó de golpe media carrera el mismo año en que se convirtió en diputado

Una información levanta nuevas sospechas sobre el expediente del vicesecretario de Comunicación del PP, quien niega irregularidades. «Basta de injurias», clama. La Complutense pide su expediente y será «contundente» si halla irregularidades

.
Efe

 Si ayer Pablo Casado tenía un problema llamado máster hoy a este se le ha sumado su propia carrera universitaria, puesta bajo sospecha tras una nueva revelación periodística. 

El diario El Mundo publica una información según la cual el vicesecretario de Comunicación del PP habría superado 12 materias de las 25 de la carrera de Derecho y logrado el título en cuatro meses y «con facilidades» poco después de ser elegido diputado madrileño en el año 2007.

Ese medio, que afirma haber tenido acceso al expediente académico de Casado, cita el testimonio de profesores, directivos y trabajadores del centro, que aseguran que hubo presiones, entre ellas una llamada de Esperanza Aguirre para que el entonces presidente de Nuevas Generaciones lograra el título. «Oye, a ver qué haces con este muchacho, que tiene que acabar», afirma el periódico que dijo la expresidenta regional, algo que ella ya ha negado.

El Mundo aclara que el actual diputado nacional, de 37 años, empezó su carrera en 1999 en la Universidad Pontificia de Comillas, también conocida como Icade. Cinco más tarde, en el 2004, y tras agotar sus convocatorias, solicitó el traslado al Cardenal Cisneros, un centro público-privado adscrito a la Universidad Complutense de Madrid. Tres años más tarde, en mayo del 2007, solo llevaba aprobadas 13 asignaturas de la carrera. Tras presentarse a los comicios regionales y lograr escaño, su carrera académica se habría acelerado. Según este diario, en cuatro meses, entre junio y septiembre, Casado habría aprobado 12 asignaturas, el 48 % de la titulación

El vicesecretario de Comunicación del PP ya ha contestado a primera hora a la información. «La noticia sobre mi carrera de hace 15 años es falsa y atenta contra mi honor. Se basa en difamaciones anónimas sin pruebas y calumnia a la universidad y sus profesores», señala en su cuenta de Twitter.

«No hay ninguna irregularidad en mi expediente y así lo demostré con toda la documentación. Basta ya de injurias», añade Casado.

En declaraciones en Antena 3, Pablo Casado ha señalado que no hubo trato de favor, y ha confirmado que sacó 12 asignaturas en cuatro meses porque dos las tenía ya superadas en Icade; otras cinco las llevaba preparando tres años y otras cinco las aprobó de una vez, algo que considera «no es nada extraño», puesto que hay muchos alumnos que así lo consiguen en el último año y que cursan, como él, dos carreras al mismo tiempo (Derecho y Administración y Dirección de Empresas). Ha explicado además que se cambió de centro universitario más cercano a su domicilio.

En la misma entrevista, Casado ha criticado que no hay pruebas ni testimonios que acrediten la citada información, sobre la que ha afirmado: «Esto es humillante. ¿Hasta dónde va a llegar el periodismo?», antes de agregar que esta «acusación» tiene como objetivo «machacar su prestigio personal». «Que me dejen en paz de quinielas», ha dicho Casado, uno de los nombres que suenan con más fuerza como candidato a la alcaldía de Madrid.

Esta mañana, el Centro Cardenal Cisneros ha negado en un comunicado «de forma tajante que se haya dado un trato preferente o de favor a ningún alumno», además de lamentar que el diario El Mundo, «en ningún caso, se ha puesto en contacto con portavoz alguno ni personal directivo del centro para contrastar una noticia llena de imprecisiones, falsedades y con dudosas fuentes de información».

El centro asegura que durante sus casi 50 años de historia han cursado estudios oficiales más de 30.000 alumnos y cuenta con una comunidad académica compuesta por «un elenco de profesores de reconocido prestigio e innegable honorabilidad, que aplican con rigor y seriedad las directrices dadas por la Universidad Complutense en materia académica, como corresponde a la excelencia universitaria por la que es conocido este centro».

«Es por ello que negamos de forma tajante que se haya dado un trato preferente o de favor a ningún alumno», han señalado, para añadir que también es «rotundamente falso» que alguien pueda haber «disfrutado de convalidaciones extraoficiales» en el centro, «dado que en el CES Cardenal Cisneros todas las convalidaciones han de ser aprobadas por la comisión de convalidaciones de la Universidad Complutense».

La Complutense pide información y actuará «con contundencia» si hay irregularidades

 Por su parte, la Universidad Complutense de Madrid (UCM) ha reclamado al CES Cardenal Cisneros, centro adscrito a la institución, toda la información relativa a los estudios de Casado y anuncia que, en caso de haber indicios de la «más mínima irregularidad, se procederá con la máxima contundencia».

Por otra parte Esperanza Aguirre ha desmentido la información publicada hoy por el diario El Mundo en la que se asegura que ella presionó a profesores del Cardenal Cisneros, un centro adscrito a la Complutense, para que aprobasen una serie de asignaturas a Pablo Casado.

«Jamás he llamado a nadie. He creído hasta hace poco que había terminado la carrera en ICADE, así que difícilmente podía haber llamado yo a la Complutense. No sé de donde sale esto ni quién miente, quién se cree en la impunidad de mentir y calumniar a otro amparándose en el anonimato. Me parece indecente», ha sentenciado en una entrevista en el programa Las Mañanas de Cuatro.

Aguirre niega haber presionado a ningún profesor en favor de Pablo Casado Asegura que hasta hace poco desconocía que hubiese acabado sus estudios en la Complutense

La jueza del Caso Cifuentes investiga su máster

La nueva revelación periodística se une a la información publicada ayer y que apuntaba a que un juzgado de Madrid, el mismo que instruye el caso del máster de Cristina Cifuentes, ha puesto sus ojos sobre la consecución del título en Derecho Autonómico y Local obtenido por Casado en la Universidad Rey Juan Carlos. Fuentes del Tribunal Superior de Justicia aclararon que se requirió información a la universidad sobre ese curso.

La magistrada Carmen Rodríguez-Medel, titular del Juzgado de Instrucción número 51, ha abierto una pieza separada para aclarar cómo obtuvo el máster el parlamentario ante las sospechas de que pudieran existir similitudes con el de Cifuentes. Este movimiento de la jueza podría provocar la próxima declaración de Casado en el juzgado como testigo y con obligación de decir verdad. No podría ser en ningún caso como investigado, ya que su condición de aforado nacional obligaría a la magistrada a inhibirse en el momento en que apreciara indicios delictivos y a remitir la pieza separada al Tribunal Supremo.

El pasado 10 de abril, Casado presentó la documentación sobre el máster que cursó en el 2008 en esta universidad, del que, según explicó, pudo convalidar dos tercios de los créditos -18 de las 22 asignaturas- que hizo como requisito para acceder al doctorado. Dijo que no tuvo que asistir a clase y que los créditos que le faltaban los logró mediante cuatro trabajos -uno de ellos similar a lo que sería un trabajo de fin de máster-, pero recalcó que fue el director de este programa, Enrique Álvarez Conde, investigado también en el caso máster de Cifuentes, quien le explicó cómo debía organizar sus estudios y le confirmó que podía hacerlo así.

Votación
27 votos
Comentarios

Denuncian que Pablo Casado aprobó de golpe media carrera el mismo año en que se convirtió en diputado