El acelerón de Hjulsager

El danés, que se quedó sin vacaciones para convencer a Unzué, da un cambio radical con respecto al pasado y se erige en uno de los destacados del verano

.

vigo / la voz

Andrew Hjulsager es el jugador que más ha cambiado de una temporada a otra. Apenas contó para Berizzo en el semestre anterior, aunque fue a más en las últimas jornadas y se despidió con un golazo ante la Real Sociedad. Este verano apenas tuvo vacaciones, ya que poco después de acabar el Europeo sub-21 con Dinamarca viajó a Vigo para estar en el primer día de la pretemporada. Cuatro semanas después se erige en uno de los jugadores más en forma en cada partido, actuando en la banda izquierda como alternativa a su compatriota Pione Sisto.

Hjulsager no pierde el tiempo. Llegó con la vitola de promesa y quiere aprovechar su primer curso entero en el Celta para convertirse en realidad. La temporada pasada cerró el curso con 261 minutos de juego repartidos en siete partidos, tres de ellos como titular y cuatro saliendo desde el banquillo. Andrew fue el encargado de marcar el último tanto del curso, un obús que estuvo a punto de dejar a la Real Sociedad fuera de Europa. En aquel partido el Toto colocó al danés en el costado izquierdo. 

El Europeo sub-21

Acto seguido se unió a la concentración de la selección sub-21 para afrontar el Europeo de la categoría. Con Dinamarca el céltico es un jugador con galones, titular indiscutible y una de sus bazas ofensivas. No obstante, su buen nivel en el torneo no fue suficiente para que los daneses superasen la fase de grupo en un evento que solo premia a los campeones y al mejor segundo (se pasa directamente a semifinales).

Finalizada la temporada de un modo definitivo, Hjulsager tenía permiso para volver a Vigo en la fecha del 25 de julio, la estipulada para todos los internacionales con competiciones estivales, pero Andrew decidió estar a las órdenes de Unzué desde el primer día. En la decisión, además de sus ganas, pudo tener que ver el guiño de Unzué, que desde el principio dejó claro que contaba con él, abortando así las especulaciones sobre una posible cesión. 

Cambios en el juego

Cuatro semanas después, Hjulsager ha dado un giro radical. En cada encuentro ha ido a más cada vez que ha disfrutado de minutos, algo que sucedió en los tres partidos disputados hasta la fecha. Andrew se atreve a encarar en el uno contra uno, en asociarse con sus compañeros (dio la asistencia para el segundo gol de Jozabed el martes) y en poner en práctica su disparo de larga distancia. Además de tener mucho más protagonismo en el juego y de aumentar su trabajo defensivo en el marcaje zonal.

Todo actuando desde el perfil izquierdo del ataque celeste, en donde se alterna hasta la fecha con Pione Sisto. Jugando a pierna cambiada parece más cómodo, porque tiene tendencia a meterse hacia dentro. No obstante, Unzué todavía no le ha aprobado en su costado natural pese a que no cuenta con ningún extremo derecho declarado y son dos delanteros centros los que están ejerciendo ese papel. Si al final se concreta el fichaje esperado, quizás el danés vuelva a su carril natural.

¿Se necesita extremo izquierdo o derecho?

En teoría, y de no producirse ninguna salida, al Celta solo le queda pendiente una incorporación y el propio club ha reconocido que busca un extremo izquierdo que compita con Pione Sisto. 

Frustradas las opciones de recuperar a Nolito o fichar al mexicano Chuky Lozano, hace tiempo que suena el nombre del sueco Sam Larsson como principal alternativa.

Pero con independencia de los nombres y de las necesidades, los tres amistosos disputados hasta ahora parecen dibujar una realidad diferente a la registrada en la hoja de ruta. Es la derecha la banda por la que más cojea el Celta en ataque. Iago Aspas puede cumplir partiendo de la posición de extremo, pero el equipo pierde a su mejor nueve en la posición de remate. Beuavue también le pone ganas, pero ha entrado poco en juego situado en el costado cuando su posición natural es la de ariete. Es este caso más pronunciada por tratarse de un rematador. Otra alternativa a la derecha podría ser Wass, pero el danés está rindiendo a un buen nivel en el trivote.

Esta situación, unido al alto de rendimiento de Hjulsager como alternativa a Pione Sisto en la izquierda, invita a reflexionar sobre si el fichaje necesario que le queda al Celta es un extremo derecho o un izquierdo, aunque la solución en un equipo como el vigués puede estar en un delantero polivalente.

Votación
12 votos
Comentarios

El acelerón de Hjulsager