Familiares y amigos despiden este domingo a las dos víctimas del accidente de Monforte

Uxía Gómez será enterrada en A Pobra do Brollón y Antonio Rodríguez en la parroquia monfortina de Santa Mariña


Monforte

Las dos víctimas mortales del accidente de tráfico que se produjo el viernes en Monforte serán enterrados este domingo. Sus muertes sacudieron el último día de las fiestas de agosto y generaron una ola de reacciones de solidaridad con sus familiares y amigos. Las convocatorias previstas para el final de las fiestas se mantuvieron, pero asociaciones y entidades anunciaron entre el viernes y el sábado la suspensión de las diferentes convocatorias lúdicas que tenían programadas para este fin de semana.

Antonio Rodríguez Blanco, de 39 años, y Uxía García Robledo, de 20, murieron el viernes por la tarde cuando la moto en la que circulaban chocó contra un coche en el cruce entre la carretera de Castro Caldelas y la calle de la antigua chacinera. La noticia corrió como la pólvora esa misma tarde, y no solo en Monforte. Los dos eran monfortinos, pero por sus trabajos y aficiones tenían relación directa también con otros municipios de la comarca.

Ella había trabajado en la residencia de ancianos de la travesía de O Morín, y también en el pub Awa, pero últimamente estaba empleada en el geriátrico de O Incio. Los responsables del local nocturno en el que había trabajado unos meses como camarera decidieron no abrir el viernes, a pesar de que la noche final de las fiestas suele ser una de las de mayor movimiento del año para la hostelería monfortina.

En cuanto a él, aunque trabajaba como técnico de mantenimiento en el hospital de Ourense, era natural de la parroquia monfortina de Santa Mariña y vivía en Monforte. Además, llevaba tiempo vinculado al fútbol comarcal. Desde hace seis años formaba parte de la plantilla de jugadores del Rubián, uno de los dos equipos de fútbol del municipio de Bóveda. Antes de eso había militado también en el Ferreira, el club de fútbol de Pantón.

De hecho, el accidente causó especial conmoción en el mundo del fútbol comarcal. Todos los equipos de la zona mostraron sus condolencias a las familias de los dos fallecidos entre el viernes y el sábado, a través de sus respectivas cuentas en las distintas redes sociales. La Federación Gallega de Fútbol se sumaba con un breve comunicado en su página web en el que mostraba su apoyo a los familiares y amigos de los dos fallecidos.

Aplazada la fiesta de la empanada y la actuación de esta noche en la plaza de España

La programación del último día de las fiestas de agosto de Monforte se mantuvo a pesar de la conmoción provocada por el accidente. La sesión de fuegos en el río llegó a su hora y también las dos actuaciones musicales organizadas a modo de fin de fiesta en la Compañía se celebraron, aunque con una normalidad solo relativa. Tanto los músicos de la orquesta Panorama, la encargada de cerrar las fiestas con una verbena multitudinaria; como los integrantes de Señor Aliaga, el grupo que daba el concierto posterior, hicieron altos en sus espectáculos para dedicar frases de recuerdo a las dos víctimas y de apoyo a sus familias.

Así que las fiestas terminaron como estaba previsto, pero el accidente sí provocó la suspensión de otras actividades lúdicas. La fiesta de la empanada que iba a celebrarse este fin de semana en Ribas Altas fue aplazada hasta día 25 por sus organizadores. A última hora de la tarde de este sábado el Ayuntamiento anunciaba además la suspensión de la actuación del grupo folklórico Xograres de Lemos prevista para el domingo. Se celebrará el lunes a las diez y media de la noche. El Ayuntamiento mostró además en ese comunicado «as máis sentidas condolencias ás familias dos falecidos».

Los funerales de este domingo 

Uxía García Robledo será enterrada a la siete y media de la tarde de este domingo en A Pobra do Brollón. El funeral por Antonio Rodríguez Blanco tendrá lugar un poco antes. La comitiva fúnebre saldrá a las cinco del Tanatorio Raúl en dirección a la iglesia parroquial de Santa Mariña, donde será enterrado.

Consternación en el club en el que jugaba Antonio Rodríguez

Consternación es la palabra que define el sentimiento de los directivos, futbolistas y técnicos del Rubián una vez que conocieron el fatal desenlace de la muerte de su compañero y jugador, Antonio Rodríguez Blanco. El presidente de la entidad de O Poste, Antonio Quiroga, emocionado comentó: «É unha desgraza e un pau terrible para todos nós. Toño era unha excelente persoa, que levaba sete temporadas no equipo, co que estaba totalmente comprometido. A súa actitude sempre foi marabillosa co clube».

El máximo mandatario de la SD Rubián confirmó que todos los entrenamientos y el partido previsto para la tarde de este domingo en el campo de O Poste ante el Incio queda suspendido. «Poñémonos a disposición da familia en todo o que necesite, e máis que nunca estamos con todos eles nun momento moi duro», concluyó Quiroga.

Por su parte, el alcalde de Bóveda y exfutbolista del Rubián, José Manuel Arias, que se enteró del trágico suceso por el presidente del club de O Poste, se mostró abatido y señaló: «Non se pode crer. É unha desgraza. Toño era un rapaz moi querido por todos, que levaba moito tempo no clube. Xogaba de lateral, e destacaba polo seu compromiso e entrega».

El regidor señaló que se pone a disposición de la familia para todo lo que necesiten en este momento tan delicado que les ha tocado vivir. «Estamos aquí para arroupalos e axudalos en todo o que necesiten».

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
2 votos
Comentarios

Familiares y amigos despiden este domingo a las dos víctimas del accidente de Monforte