Una reforma integral mejorará la avenida de Celanova en Xinzo

La Xunta invertirá 468.000 euros en ampliar el vial

.

xinzo / la voz

La ejecución de una obra pendiente en Xinzo desde hace casi dos décadas será asumida por la Consellería de Infraestruturas. La reforma integral de la avenida de Celanova -en un tramo de la comarcal 531- será una realidad tras un plazo de ejecución de seis meses, según anunció la conselleira responsable, Ethel Vázquez, que visitó ayer la zona en compañía del alcalde, Antonio Pérez.

La remodelación tendrá un coste superior a los 460.000 euros. Supondrá la resolución de algunos de los problemas que padece el barrio desde hace muchos años, entre ellos el encharcamiento de la carretera en cuanto se producen precipitaciones de cierta importancia. La renovación de las canalizaciones en la calle se sumará a la dotación de aceras en un tramo de 350 metros y a la construcción de un nuevo carril de servicio de tres metros de ancho -la calle ya cuenta con uno desde hace años-. Además,  se acometerán mejoras en las dos glorietas existentes. La mejora del firme y el ensanchamiento de la calzada hasta casi siete metros, el ajardinamiento de una mediana y la dotación de nuevo mobiliario urbano e iluminación, completarán esta actuación. La Xunta ya sacó la obra a licitación.

«Este proxecto será importante porque mellorará a seguridade viaria neste punto -destacó Ethel Vázquez-. Un dos obxectivos é eliminar o estancamento de auga. Esta é unha actuación ambiciosa xa que é unha reforma integral que dende hai tempo reclamaban os veciños e o Concello». La conselleira también anunció intervenciones -cuyo importe no concretó- en la reparación del firme en viales del municipio.

Entrada a la villa

Por su parte, el alcalde destacó el esfuerzo inversor de la Xunta. «Esta é unha obra moi necesaria.  Hai que ter en conta que é unha porta de entrada á vila dende A Baixa Limia», dijo Pérez. El regidor recordó que los residentes han venido urgiendo esta remodelación año tras año desde una primera actuación acometida a finales de los años 90 en un tramo del barrio.

Aquella primera fase de los trabajos, acometida por la Xunta en la época en la que era conselleiro de Ordenación del Territorio Xosé Cuíña, no solventó las deficiencias en las canalizaciones del vial. La construcción de varios edificios en la calle durante los últimos años aumentó el número de residentes en ese punto e hizo más urgente la necesidad de las reformas viarias que ahora se van a acometer.

Votación
1 votos
Comentarios

Una reforma integral mejorará la avenida de Celanova en Xinzo