Los rivales directos hacen un favor al Pontevedra


pontevedra / La Voz

El Pontevedra tenía todo para ganar en Pasarón. Bastó un minuto para que el castillo se desmontase como un juego de construcciones infantil. Un gol en el último minuto aniquiló al equipo que ya veía hacia arriba en la tabla. Luismi no quiso hacer cábalas ni cuentas al acabar el encuentro, pero los rivales directos, que se enfrentaban entre si la pasada jornada, echaron una mano de oro a los granates.

Los resultados dejaron la clasificación casi intacta para poder colarse en los puestos de play off. Solo Fuenlabrada y Atlético B se escapan un poco más en el primer y segundo puesto, pero el cuarto sigue abierto a cualquier invitado de los que persiguen ese objetivo. La victoria del Sanse sobre la Ponferradina movió la tercera y cuarta plaza al dar un empujó a los madrileños hasta el tercer lugar.

El Pontevedra sigue en séptima posición con 37 puntos a tres de poder tocar el play off, exactamente igual que la semana pasada. En estos siete días han cambiado los dueños de cada plaza, pero no se ha hecho un daño insalvable a los intereses granates. Eso si, los de Luismi deben ponerse las pilas en las próximas jornadas, a las que además, llegarán tocados. Visitan la casa del Celta B, pero luego entran en dos semanas decisivas con el Fuenlabrada en casa y la Ponferradina fuera. Ya no vale puntuar solo en Pasaron, escenario que, además se le está atragantando en las últimas jornadas, no tanto con el resultado como por el juego.

El dudoso arbitraje del domingo dejará a Luismi sin Nacho López, por acumulación de tarjetas y sin Álex González, que fue expulsado contra el Internacional. El técnico tendrá que volver a hacer un puzle con el once inicial para visitar el campo de Barreiro el próximo fin de semana en Vigo. Al menos David Castro volvió ayer a los entrenamientos y podía estar en condiciones de jugar el domingo. No ocurrirá lo mismo con Álex Fernández, que aunque ayer estuvo en la sesión de Cerponzóns, estará de baja más de un mes por la subluxación del hombro izquierdo.

A los granates se les abre ahora un calendario muy exigente al juntarse la Liga con los partidos de Copa Federación. Mañana volverá a jugar contra el Cornellá en el partido de vuelta de cuartos de la Copa Federación, donde los granates tendrán que remontar el 1-0 de la ida. El encuentro estaba previsto para las 18.15 horas y finalmente será a las 20.15 horas.

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
0 votos
Comentarios

Los rivales directos hacen un favor al Pontevedra