El millonario luso acusado de intentar asesinar a su esposa en Vigo afirma que solo se defendió

Asegura que la víctima le atacó con una maza o un martillo


Pontevedra

Carlos Ignacio P., el millonario portugués acusado de intentar asesinar en un hotel de Vigo a su mujer, aseguró en la Audiencia de Pontevedra que solo se defendió de la víctima. Mantuvo que, el 2 de mayo del 2016, la víctima le acometió con una maza o un martillo cuando pretendía darse una ducha, por lo que reaccionó propinándole un empujón. «El suelo estaría húmedo y cayó para atrás golpeándose entre la esquina de la bañera y el marco de la puerta», añadió. 

Precisó, asimismo, que su esposa se levantó del suelo en dos o tres ocasiones propinándole siempre empujones para defenderse. Remarcó que padece del corazón y que no puede hacer esfuerzos, así como que la víctima es «más fuerte».

Carlos Ignacio señaló que en Bucarest habría sido objetivo de una trama para raptarlo, de igual modo aludió a que firmaron un seguro de viaje para ir a Hawaii donde sospecha que le hizo subir varias montañas para extenuarle hasta el extremo de precisar ayuda de otras personas. 

Frente a esta versión, el fiscal le solicita doce años de cárcel por intento de asesinato. Mantiene que, «aproveitando que a súa esposa estaba tomando unha ducha no cuarto de baño da habitación, portando un mazo de canteiro apareceulle de súpeto por detrás», de tal modo que, «co ánimo de acabar coa súa vida», le propinó «un forte golpe coa ferramenta nunha zona moi concreta do seu corpo de importancia vital, na caluga para, inmediatamente, insistir e volver a golpeala na cabeza co mazo reiteradas veces». 

Ya con la víctima en el suelo, la acusación remarca que, después de colocarse encima de ella, «agarrouna con forza polo pescozo coas dúas mans, bateu a súa cabeza contra o chan e apertou».

El portugués que intentó matar a su mujer: ¿un millonario en la ruina?

e. v. pita

La prensa de su país lo sitúa en la lista de grandes deudores de la Hacienda lusa, que le reclama de 250.000 a un millón de euros

Nuevos interrogantes en el caso del millonario portugués de 56 años que sufrió un infarto tras, supuestamente, intentar asesinar a su esposa de 26 en un hotel de Vigo. Él sigue mal de salud a la espera de ingresar en prisión.

Todo apunta a que actuó por celos, pero el móvil económico no se ha descartado. Y es que las finanzas del matrimonio no parecen ser tan boyantes como ambos aparentaban en sus respectivos muros de Facebook, en los que posan junto a bólidos deportivos, de viaje por destinos exóticos, o en sus salidas nocturnas a zonas exclusivas de moda.

Seguir leyendo

Conoce nuestra newsletter con toda la actualidad de Vigo

Hemos creado para ti una selección de noticias de la ciudad y su área metropolitana para que las recibas en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
1 votos
Comentarios

El millonario luso acusado de intentar asesinar a su esposa en Vigo afirma que solo se defendió