Decisivo primer cuarto

Diego Ocampo

ANDAR MIUDIÑO

Alba Pacheco

02 oct 2022 . Actualizado a las 16:40 h.

Los primeros cuartos no son determinantes en baloncesto pero condicionan mucho el discurrir del partido. En este caso, los primeros diez minutos marcaron mucho lo que vino a continuación, porque aunque el Obra jugó con intensidad y compitió bien, se fue con un 27-12 adverso

Hay dos datos que explican este arranque. El Madrid en el primer cuarto hace 27 puntos, en tiros de campo 11/17; el Obradoiro, 12 puntos con un 5/16 en tiros de campo.

Hubo múltiples razones que influyeron en el devenir de la contienda. Se puede hablar de intensidad de los dos equipos, si bien hubo más cosas. Fue clave la entrada en pista de Poirier tras el corte en la ceja de Tavares, porque dominó con Yabusele la zona, tanto en atraque como en defensa. Otro factor con una gran incidencia en el encuentro fue el juego de bloqueo directo de ambos equipos. El planteamiento táctico del Obra en ataque fue muy bueno, pero faltó acierto. El Real Madrid sacó mucha ventaja con su ataque en este aspecto, anotando muchas canastas fáciles.