«El principio fue muy duro. De hacer deporte todos los días a no poder valerme por mí misma»

Habla Desirée Vila, gimnasta viguesa de élite cuya carrera se truncó tras un accidente mientras entrenaba, a la salida del juicio que hoy comienza. El médico que la atendió está acusado de cometer un error que acabó con de sus piernas amputada


Comentarios