Costas pone al fin barreras al acceso motorizado a áreas dunares en la zona

De momento se han instalado bloques delimitadores de espacios cerca de las playas de Soesto y Espiñeirido


carballo / la voz

La Demarcación de Costas ha comenzado a colocar grandes bloques de cemento en zonas sensibles en las que es habitual el acceso incontrolado de vehículos de motor, sobre todo quads y todoterrenos, y que afectan especialmente a áreas sensibles y de gran valor ecológico, como las áreas dunares. Por ahora, y desde hace pocos días, ya hay bloques en Soesto (Laxe) y en Espiñeirido (Muxía), dos puntos en los que son habituales los accesos prohibidos. De hecho, en ambos lugares (y en otros: O Lago, Mar de Fóra...) ha habido numerosas multas a titulares de vehículos por aparcarlos en la zonas prohibidas, como se ha podido ver en muchas ocasiones en los boletines oficiales cuando no hay otros modos de localizar a los dueños de los coches.

Los nuevos bloques, que además han dado bastante que hablar (en el caso de Muxía) en las redes sociales, realizan una doble función: impiden el acceso motorizado, salvo en el caso de los vehículos de dos ruedas, y sirven de marco o mojón para delimitar desde dónde es dominio público marítimo terrestre.

Dominio público

En cada pieza, de hecho, aparecen bien grande estas iniciales: D.P.M.T. Es interesante saberlo a efectos de multas o de permisos para actuar en esos espacios, pero incluso para construir: numerosas construcciones de pequeño tamaño que han sido derruidas en los últimos años en la zona se habían levantado sin permiso (imposible concederlo) en zona de Costas. Ahora ya no hay duda, aunque en realidad tampoco había demasiadas hasta ahora.

Los bloques de cemento aún no han llegado a otros municipios de la comarca, según señalaron ayer todos los alcaldes consultados. Costas tampoco tendría por qué comunicarlo en los respectivos concellos, pero suele hacerse por cortesía, igual que cuando se acometen obras de mantenimiento.

De lo que sí ha avisado al Concello de Muxía es de las actuaciones de mejora en una pista de Lourido y en el entorno de la playa de os Muíños, dañada por los últimos temporales.

Las playas de Lingunde y Area da Vila, en Camariñas, estarán unidas por una senda peatonal

Las playas de Lingunde y Area da Vila, en Camariñas, estarán unidas por una senda peatonal. Costas acaba de publicar en el Boletín Oficial del Estado el anuncio de exposición pública del proyecto, para posibles alegaciones.

El gobierno local de Camariñas señaló ayer que este anuncio «vén a confirmar o compromiso acadado o pasado outubro». Entonces, en una reunión celebrada en A Coruña, el jefe de la Demarcación de Costas del Estado en Galicia, Rafael Eimil, le confirmó a la alcaldesa, Sandra Insua, además de al edil Juan Carlos Canosa, que este proyecto se llevaría a cabo.

El paseo bordeará un saliente rocoso, y costará 48.091 euros. Incluirá la pavimentación (suelo-cemento y hormigón impreso), alumbrado y resto de servicios. Cubrirá una buena parte del litoral sur del núcleo de Camariñas, pero hay otro que lleva muchos años pendiente, pese a los reiterados anuncios: el que va desde Area da Vila hasta el inicio de la fachada marítima. Un proyecto muchas veces anunciado, ya des la época de Bautista Santos como alcalde, que nunca ha tenido continuidad. Durante el Gobierno de Zapatero, la ministra Cristina Narbona anunció la senda litoral norte, hasta Vilán, que sí se hizo, pero está en mal estado.

El nuevo paseo de Lingunde no será inmediato: Insua Rial reconoce que se trata de un «paso importante», pero hay unos plazos que cumplir.

Desmanes

El pasado verano, unos viajeros en furgoneta con matrícula germana estacionaron su auto en un espacio costero entre Soesto y Traba de Laxe habitualmente vedado a vehículos de motor. Extendieron su mesa y demás complementos y disfrutaban de parajes únicos con toda comodidad y con el privilegio del que no es molestado pese a la transgresión. Ocurrió muchas otras veces, casi siempre con veraneantes aventureros, que se vienen a sumar a moteros y demás incontrolados. Costas parece dispuesta a ponerle límite a los desmanes en áreas de especial valor natural como son los sistemas dunares. Espacios que suelen recibir en pocos meses las agresiones que están vedadas todo el año. Los comportamientos llegan a ser tan irresponsables que incluso son arriesgados para las personas. Áreas especialmente sensibles y de gran atractivo que dejan de tenerlo en el momento en que las destruyen.

Seguir leyendo

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
1 votos
Tags
Comentarios

Costas pone al fin barreras al acceso motorizado a áreas dunares en la zona