Discrepancias entre la concejala de Recursos Humanos y el alcalde de Ferrol acaban en un amago de renuncia

Rocío Pita / I. Valerio FERROL

FERROL CIUDAD

María Teresa Deus en una comparecencia pública en el Concello, con el alcalde, Ángel Mato, en segundo plano
María Teresa Deus en una comparecencia pública en el Concello, con el alcalde, Ángel Mato, en segundo plano JOSE PARDO

María Teresa Deus puso la semana pasada su cargo a disposición de Mato por desacuerdos sobre el área, y el regidor llegó a contemplar su relevo, pero la situación se recondujo en el último momento

14 oct 2021 . Actualizado a las 16:54 h.

El gobierno local de Ferrol ha salvado su primera crisis interna de carácter público con un giro exprés de los acontecimientos. La concejala de Recursos Humanos, María Teresa Deus, puso su cargo a disposición del alcalde, Ángel Mato, por discrepancias con el regidor en asuntos concernientes a esa área. La decisión fue trasladada por la edila la pasada semana. E incluso fue comunicada por ella misma no solo a su jefe de filas, sino a otros departamentos, llegando a suspender incluso reuniones de trabajo previstas bajo el argumento de su renuncia. Todo apuntaba a un posible relevo al frente de la concejalía encargada de gestionar las cuestiones de personal en el Ayuntamiento, como corroboraron distintas fuentes, que aludieron a que el detonante de este desentendimiento estaría en la Ley de Carrera Profesional, aunque también apuntan a que habría otros motivos de fondo, y anteriores a este, que habrían desencadenado el descontento de Deus con Mato.

La decisión de la concejala, que es segunda teniente de alcalde, se limitaba al ámbito de Recursos Humanos, pero su intención era seguir en la corporación y también dentro del grupo de gobierno, donde continuaría ejerciendo su labor al frente de las otras siete áreas que tiene encomendadas: Economía, Facenda e Patrimonio, Emprego, Promoción Económica, Turismo, Estatística y Edusi. 

La decisión por su parte fue trasladada como firme, pero la renuncia nunca llegó a hacerse oficial. Ni se hará. A última hora de esta tarde, tras la habitual reunión del grupo de gobierno, que se celebra los miércoles, se conocía que la concejala finalmente se mantendrá en su puesto al frente de Recursos Humanos. Pero lo cierto es que el alcalde llegó a contemplar su relevo e incluso había decidido quién debía asumir esa cartera: la actual concejala de Benestar Social y Patrimonio Histórico, Eva Martínez Montero.