Gesto del Celta con un club amateur

El club invitó al su sesión de ayer al Ashby, que había solicitado por Twitter un partido frente a los vigueses


vigo / la voz

Al mediodía del pasado lunes el Celta recibía a través de Twitter una curiosa petición: un club humilde de la localidad donde realiza el equipo el stage de pretemporada, el Ashby, contactaba por medio de su capitán para proponer al equipo un partido de entrenamiento. La cuenta de Twitter de la web del Celta de La Voz, Grada de Río, se hacía eco del mensaje y multitud de aficionados hacían lo propio, logrando la petición una difusión que provocó que el Celta contestara. Esa respuesta fue negativa, pero las palabras de Jordan McCourt no cayeron en saco roto.

La entidad viguesa contactó con el Ashby e invitó a representantes del club a presenciar la sesión de entrenamiento de ayer por la mañana y a conocer a la directiva. Acudieron el presidente, Stuart Bonser; el secretario, Charlie Tissington; el entrenador del equipo B, Marc Sargent; el director general, Andy Topham, y el técnico principal, Craig Picknell, que se mostraba encantado con el trato recibido. «Fueron muy acogedores con nosotros, sobre todo el presidente, Carlos Mouriño, y una leyenda del club como Gudelj, muy hablador. Nos hicieron sentir muy bienvenidos», comenta.

.

Tuvieron la oportunidad de verles entrenar y al técnico del Ashby, que destaca que fue «una sesión muy profesional», le quedó claro que «Juan Carlos Unzué tiene un estilo de juego muy definido que busca impartir al equipo» y del que él quiso tomar buena nota. Recibieron una camiseta del Celta y, a su vez, entregaron una del Ashby Ivanhoe FC a cambio. «Hablamos mucho sobre nuestro pequeño club y compartimos algunas fotos de nuestra tierra», revela.

Todos conocían de sobra al Celta, asegura, especialmente después de verle frente al Manchester en las semifinales de la Europa League. «La Liga tiene un gran número de seguidores en Inglaterra, por lo que Celta es perfectamente conocido», indica. Pero hay dos nombres propios que para ellos destacan sobre el resto. «Aspas jugó en Inglaterra para el Liverpool y Jozabed en el Fulham», recuerda.

La ausencia de la mañana fue la de Jordan, que había sido el impulsor y que trabajaba a esa hora, pero que acudió a la sesión vespertina. «Todos sabemos que Jordan jugó en España anteriormente y habla español, así que bromeamos con que debería negociar un partido. Nunca pensamos que enviara un tuit», dice Craig Picknell. La «mayor sorpresa» fue la reacción del celtismo pidiendo al equipo que aceptase. «La invitación fue inesperada y bienvenida. Fue maravilloso».

Entre los que más disfrutaron, el hijo del presidente, Keiran Bonder, de doce años: «Fue muy emocionante para él, tenía una sonrisa de oreja a oreja todo el tiempo», subraya Picknell. El final perfecto que nunca pensaron que tendría lo que comenzó como una broma de vestuario. 

Jordan, por la tarde

El capitán se acercó al entrenamiento de la tarde, durante el cual pudo charlar con Miñambres y, al acabar, también con Guidetti. «El entrenamiento fue muy bueno, y la gente, muy amable. Me parece un gran gesto del club. Seré aficionado del Celta a partir de ahora», comentaba.

Votación
6 votos
Comentarios

Gesto del Celta con un club amateur