Cierra el campo de golf, lo único que quedaba activo del balneario de Guitiriz

El recinto está cerrado por la noche, aunque por el día se abre para dar acceso a la fuente de San Xoán

SUSO PENA
guitiriz / la voz

El balneario de Guitiriz ya no tiene ninguna actividad. Lo último que funcionaba era el campo de golf, que siguió abierto después de que las instalaciones hoteleras cerrasen. Ahora, sin embargo, ya no queda ni eso, puesto que hace días dejó de prestar servicio. Aunque el hotel, de cuatro estrellas y con 127 habitaciones, y el complejo termal se quedaron sin servicio en el verano del 2017 porque se extinguieron los contratos de los últimos 21 empleados, el campo de golf siguió funcionando.

Entonces, mientras la empresa sufría las consecuencias del concurso de acreedores y el resto del personal dejaba el hotel, quedaron tres personas, encargadas precisamente del campo de golf así como de la parte de jardinería. En el último año y medio se fue agudizando el contraste entre las respectivas instalaciones del hotel y del complejo termal y el campo de golf: este presentaba un aspecto cuidado, en tanto que las otras construcciones ofrecían desde fuera claras muestras de que su deterioro iba en aumento.

El campo de golf, de nueve hoyos, fue una de las grandes novedades del hotel balneario en esta última etapa, iniciada en el 2003, al reabrirse tras un paréntesis de inactividad que había durado años. La cercanía a ciudades como Lugo y A Coruña fue un eficaz reclamo para captar usuarios, algo que incluso se mantuvo tras el cierre del hotel: pese a no organizarse ya competiciones, al recinto continuaron llegando personas para practicar ese deporte.

No obstante, por el amplio espacio que rodea todo el complejo de ocio aún sigue pasando gente. Las instalaciones se abren por la mañana y se cierran por la tarde, aunque hasta hace pocas semanas aún se podía acceder en cualquier momento. Con esa apertura se facilita el acceso a la fuente de San Xoán, cuyas aguas mineromedicinales ya alcanzaron gran fama en las primeras décadas del siglo pasado. Por otro lado, el entorno del balneario, con su abundante vegetación, es un lugar muy usado por vecinos de la zona para pasear.

La cercanía al casco urbano guitiricense, la abundancia de zonas de sombra en verano y el fácil acceso lo convierten en una zona apetecible para caminar, algo que incluso se ha seguido manteniendo cuando ya las instalaciones estaban cerradas y sin clientes ni trabajadores.

Pese al cierre en el verano del 2017, los dueños aún siguieron viviendo en el hotel varios meses más. En el mes de mayo trascendió que se había cometido un robo, con un botín de joyas y de más de 200.000 euros en metálico. Los anuncios de contactos interesados en la compra del establecimiento no han llegado a avanzar.

El Concello busca empresas interesadas en un sello de calidad

El Concello guitiricense ha contratado a una empresa, que está trabajando en la evaluación de empresas que aspiran a renovar el sello de calidad turística. Se trata del Sistema de calidad turística en destinos (Sicted), al que Guitiriz se adhirió hace años y cuya implantación en el municipio se pretende ampliar. En estos momentos, hay 12 diplomas en el municipio: los tienen diversos negocios y el Concello. En días pasados tuvo lugar una reunión sobre este asunto, con asistencia de representantes de diversas instituciones y de la empresa contratada.

«Es una pena», dice el presidente de la asociación gallega del sector

Benigno Amor, gerente de la Asociación de Balnearios de Galicia, manifestó ayer su tristeza por la situación de Guitiriz: «Es una pena», dijo, aunque matizó que no disponía de información suficiente para opinar a fondo sobre el asunto. De todos modos, sí destacó una función que parte de los balnearios, entre ellos el de Guitiriz, realizaban en los últimos tiempos, la de contribuir al desarrollo socioeconómico de zonas alejadas de grandes ciudades.

El hotel balneario de Guitiriz llegó a tener una plantilla cercana al centenar de personas en algunos momentos. La influencia de su actividad en el resto del municipio ha sido fácilmente comprobable en los últimos años. En la primavera del 2017, cuando los trabajadores realizaron diversas movilizaciones para protestar por su situación, el pleno aprobó una declaración de apoyo a la plantilla.

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
5 votos
Comentarios

Cierra el campo de golf, lo único que quedaba activo del balneario de Guitiriz