Víctor del Campo: «Galicia no tiene que estar preocupada por el coronavirus de China, que es mucho menos letal que el SARS»

El jefe de Medicina Preventiva del Complejo Hospitalario de Vigo explica que el riesgo de que la infección llegue a España «es muy bajo» y aclara que, aunque puede mutar, «también puede desaparecer de forma espontánea»


redacción

Sobre el nuevo coronavirus surgido en China, que ha causado 17 muertes en el país, con 447 casos confirmados, aún existe mucha incertidumbre, pero Víctor del Campo, jefe del Servicio de Medicina Preventiva del Complejo Hospitalario Universitario de Vigo y miembro de la Sociedad Española de Medicina Preventiva, Salud Pública e Higiene, lanza un mensaje de tranquilidad. «Ni en Galicia ni en España debemos estar preocupados», dice.

—¿Hay motivos para estar preocupados por el coronavirus?

—En Galicia y en España yo creo que no. Primero porque tenemos experiencia con otros coronavirus que han circulado en otros lugares del mundo y que no nos han afectado porque se tomaron medidas para que la afectación fuese mínima, como el SARS, que también tuvo su origen en China en el 2002-2003, y el MERS, que surgió en Arabia Saudí y que lleva desde el 2013 circulando por ahí. Cualquiera de los dos podía causar una enfermedad grave con mayor potencial letal que este.

—¿Hay riesgo de que pueda llegar a España?

—En España tenemos un organismo que elabora las previsiones de riesgo de que nos afecten alertas internacionales, el Centro Coordinador de Alertas y Emergencias del Ministerio de Sanidad, que es el encargado de establecer las medidas preventivas adecuada. Y, desde luego, el riesgo es bajo o muy bajo.

—Dicen que es menos peligroso que el SARS, ¿es así?

—Sí. Un factor que a los profesionales nos preocupa mucho, porque nos habla de la peligrosidad del virus, es el número de sanitarios afectados al principio de la infección, porque si la enfermedad tiene mucho impacto los primeros en caer son los sanitarios. Pero en este caso, por lo que sabemos, no hay datos de que existan sanitarios afectados, cosa que con el SARS el primer impacto ya ocasionó un número de bajas muy importante.

—¿Y su mortalidad?

—La mortalidad causada por el SARS es de entre un 10 % y un 15 % y la del MERS se sitúa en un 15 %, mientras que los datos de mortalidad que tenemos sobre este nuevo coronavirus rondan el 2 %, con lo cual entendemos que es menos letal que los que han circulado previamente.

—China alerta de que puede mutar y propagarse más rápido.

—Pues como ocurre con todos los virus. Sí que es cierto que puede mutar y provocar una mayor transmisión, pero también desaparecer espontáneamente, como ocurrió con el SARS en el 2013. Desapareció sin más.

—El hecho de que se transmita entre personas, como una gripe, siempre asusta más.

—El mecanismo de transmisión es exactamente igual que el de la gripe, con gotitas que se emiten con secreciones respiratorias a las personas que están situadas a menos de un metro de ti. En ese sentido sabemos muy bien cómo evitar la transmisión de la gripe, por lo que en este caso habría que adoptar las mismas medidas para evitar el contagio. No hay que preocuparse. El mensaje que podemos dar es el de tranquilidad y el de atender los consejos y recomendaciones de las autoridades sanitarias.

—Los primeros casos por el coronavirus en China surgieron en un mercado de China. ¿Podría transmitirse a través de la alimentación?

—Probablemente no, porque no es la forma habitual de transmisión de los coronavirus, que son virus de transmisión respiratoria, que afectan al aparato respiratorio y que se propagan bien por gotas o por vía aérea. Al haber surgido en un mercado de alimentos se habló de esa posibilidad, pero no es probable. Si se transmitiese por la ingesta de alimentos el número de casos sería todavía mayor.

—¿Existe algún riesgo de que la infección en China pueda propagarse a un gran número de población?

—Sí hay un dato que nos deja un poco preocupados: el hecho de que la expansión del coronavirus coincide justo con el Nuevo Año chino, en el que se producen unos 300 millones de desplazamientos de personas en el país. Es como nuestro Fin de Año, con lo cual te puedes imaginar. Todo el mundo está fuera de casa, todo el mundo va a ver a la familia... Entonces esta situación sí que podría dar lugar a una transmisión mayor de la enfermedad dentro del país, que es lo que realmente le preocupa a las autoridades chinas: el hecho de que desde una ciudad se pueda extender a todo el país en base a ese gran movimiento interior de personas. 

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
0 votos
Comentarios

Víctor del Campo: «Galicia no tiene que estar preocupada por el coronavirus de China, que es mucho menos letal que el SARS»