María José García, presidenta de FEFGA: «Tengo pacientes yendo a Portugal a por medicación»

Farmacias gallegas alertan de que siguen perdiendo viabilidad por los bajos precios de los medicamentos

María José García tomó el relevo de José Luis Rodríguez Dacal al frente de la Federación de Farmacias de Galicia en el año 2017
María José García tomó el relevo de José Luis Rodríguez Dacal al frente de la Federación de Farmacias de Galicia en el año 2017

REDACCIÓN / LA VOZ

La reforma de la Lei de Ordenación Farmacéutica aprobada por la Xunta abre nuevas expectativas para las boticas gallegas pero desde la Federación de Farmacias de Galicia (FEFGA), su presidenta María José García, señala que el sector aún pasa por un momento complicado, con los bajos precios y el desabastecimiento como principales caballos de batalla.

-¿Tener una farmacia es hoy en día un buen negocio?

-Nunca fue el «chollo» que algunos creían pero lo cierto es que la rentabilidad bajó muchísimo. Por un lado, en Galicia tenemos el mayor ratio de farmacias por habitante de Europa y aún se pretenden abrir más, algo que para nosotros no tiene sentido. Por otro, se ha bajado mucho el precio de los medicamentos y se nos han reducido mucho los márgenes. Y si no logramos ser rentables peligra el papel importantísimo que tiene para la población el consejo sanitario del farmacéutico. Hay muchas farmacias pasándolo realmente mal y hemos visto a muchas entrar en concurso de acreedores en los últimos tiempos.

-Dicen que la bajada de precio también está generando problemas para los pacientes.

-Aquí ya teníamos los precios de medicamentos más bajos de la Unión Europea y en enero volvieron a bajar. Eso hace que a los laboratorios no les compense vender sus medicamentos en España y prefieran hacerlo en otros países, provocando desabastecimiento en nuestras farmacias. Yo tengo pacientes que han ido a Portugal a comprar medicinas como el Adiro porque aquí no teníamos existencias. Nosotros lo vendemos a poco más de un euro y allí cuesta cuatro veces más.

-¿Cuáles son los puntos más positivos de la nueva ley de la Xunta?

-La posibilidad de que las farmacias abran boticas en poblaciones cercanas que no tengan ese servicio era una vieja reivindicación nuestra. Permitirá llegar a todo el territorio pero facilitando que esos dispensarios sean viables. La regulación de las entregas a domicilio y de la venta por Internet también son importantes y la prohibición de hacer regalos me parece muy positiva. La gente tiene que ir a una farmacia por su trato profesional no porque dé regalos.

-¿Qué les parece haber subido a 15 años el plazo para poder traspasar una farmacia?

-Nosotros sabíamos que el plazo de solo tres años daba lugar a la especulación. Había que aumentarlo pero quince es un poco excesivo. ¿Qué pasa si las cosas no te van bien o simplemente tienes que trasladarte a otra comunidad? Con diez años habría sido suficiente.

-Reclaman también menos trabas para ofrecer servicios como la confección de dietas.

-Tal y como se ha presentado, la ley nos exige que para dar servicios de nutrición, óptica, ortopedia o analíticas, el titular de la farmacia tenga que haberse formado en esas disciplinas. Nosotros pedimos que baste con contratar a un titulado en esas ramas. Eso favorecería especialmente al entorno rural ya que desde la botica podríamos atender todas esas necesidades y siempre bajo la supervisión de un profesional.

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
4 votos
Comentarios

María José García, presidenta de FEFGA: «Tengo pacientes yendo a Portugal a por medicación»