Venancio Chantada, urólogo: «Es infrecuente que una cistitis cause una amputación como la de Ainhoa Arteta»

YES

MARCOS MÍGUEZ

A raíz de lo que le ha sucedido a la cantante, que ha perdido parte de dos dedos debido a una infección de orina, el doctor responde todas las dudas al respecto

17 sep 2021 . Actualizado a las 12:15 h.

Venancio Chantada, jefe del servicio de urología del Chuac, llama a la calma, después de saber que una cistitis fue lo que le causó a Ainhoa Arteta una sepsis que después provocó la amputación de parte de sus dedos. Sin embargo,el doctor no deja de recomendar a aquellas personas que sufran varias infecciones de orina al año que de vez en cuando, cada seis meses, aunque no tengan síntomas, se vayan a hacer un cultivo para comprobar que no hay ninguna bacteria. «Puede que se tenga cierta tolerancia corporal y la persona no se dé cuenta de que sufre una infección», avisa. 

-¿Hasta qué punto es habitual que una infección de orina acabe en una amputación de dedos?

- Cualquier infección puede provocar una sepsis, que es una infección generalizada por el cuerpo que corre por la sangre. En el caso de Ainhoa Arteta fue debida a una infección de orina que le provocó ese colapso generalizado, pero es muy infrecuente. Es muy raro que una cistitis en una mujer, o una prostatitis en el hombre, acabe causando una sepsis; es más frecuente que afecte al tejido del riñón y pueda causar una pielonefritis. Y aunque la tengas, es extraño que desarrolles una sepsis. Es más común si tienes algún factor añadido, si eres una persona diabética, si tienes un cálculo urinario que obstruye la salida de la orina..., pero desde luego tiene que haber un factor coadyuvante que complique la cistitis. En una persona sana, una cistitis se cura con un tratamiento.

 -¿Por qué se produce la amputación?

- Cuando se produce la sepsis, el cuerpo tiene un sistema de defensa natural que protege los órganos vitales (el cerebro, el corazón y el pulmón), y resta circulación a partes distales, como las manos o los pies. Además, cuando se sufre ese colapso, los médicos tenemos que ayudar a estos pacientes críticos con la inyección de aminas para cuidar los órganos vitales, y estas restan riego sanguíneo a las partes que no son vitales, que están más alejadas, como los pulpejos de las manos y de los pies.