Ana Rey-Rico: «La terapia génica puede restaurar el cartílago y curar la artrosis»

La investigadora InTalent de la Universidade da Coruña, que hoy explica sus investigaciones en una charla en el Muncyt, está convencida de que con el tiempo esta técnica será la mejor alternativa para tratar la enfermedad


Redacción

Ana Rey-Rico (Ferrol, 1981), investigadora InTalent en la Universidade da Coruña y e integrante del grupo de Terapia Celular y Medicina Regenerativa del Cica ofrece hoy una charla sobre terapia génica para la reparación del cartílago (Muncyt, 19.30 horas) dentro del ciclo organizado por la Fundación CorBi.

-¿La terapia génica puede restaurar el cartílago?

-Yo creo que sí. Si llegó a otro tipo de patologías y está funcionando, ¿por qué no en el caso del cartílago, si todos los indicios muestran que realmente es efectivo? Creo que tiene bastantes posibilidades de conseguirlo, aunque aún será un proceso largo.

-Sería vital para la artrosis, para la que existen terapias paliativas, pero aún no hay una cura.

-Efectivamente no hay ningún tratamiento que sea capaz de regenerar el cartílago. Lo que hacemos por medio de la terapia génica es introducir en las células genes que ayuden a reparar el cartílago hialino, el originario de la articulación. Los tratamientos actuales lo que hacen es formar fibrocartílago, que no tiene las mismas propiedades. Una terapia génica sería mucho mejor que los tratamientos actuales.

-¿En qué consistiría?

-Hay genes conocidos que se sabe que estimulan la actividad de las células del cartílago, de los condrocitos. Se trataría de introducirlos en las células.

-¿Usted ya ha realizado alguna prueba en animales?

-Durante mi estancia posdoctoral en Alemania, en la última fase de mi proyecto, lo probamos en animales y ahora estamos analizando los resultados. Pero hay otros ensayos previos que sí muestran una mayor regeneración del cartílago.

-¿Qué utiliza cómo estrategia para transportar los genes a la célula, virus u otros compuestos?

-Para hacer esta terapia génica se utilizan dos vectores, uno viral, y otro no. El viral, basado en un virus, es más efectivo, pero también más inseguro y mucho más caro, por lo que mi proyecto se basa en utilizar un vector no viral, como polímeros, péptidos o lípidos que ayuden a internalizar el gen en la célula. Con esto se conseguirían evitar muchos problemas que tienen los virus, como la generación de una respuesta inmune, y su elevado precio. Nosotros queremos conseguir una efectividad que se aproxime a la viral.

-Porque, al margen de cuestiones de seguridad, la utilización de virus es mucho más caro.

-La utilización de virus en terapia viral supone un coste muy importante. De hecho, la primera terapia génica que se aprobó en Europa estaba basada en un virus y costaba un millón de euros por paciente, por lo que solo se trató a uno y la empresa dejó la patente porque no era rentable.

-La terapia génica fue hace años una de las grandes esperanzas de la medicina, pero después de una muerte en un ensayo clínico en 1999 se suspendieron muchas investigaciones. ¿Estamos asistiendo ahora su renacimiento?

-Desde entonces ha habido nuevos avances que nos han permitido subsanar errores del pasado. Y ahora sí creo que hay un resurgimiento, pero siempre con precaución, por supuesto. No se puede aplicar a cualquier nivel.

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
5 votos
Comentarios

Ana Rey-Rico: «La terapia génica puede restaurar el cartílago y curar la artrosis»